Algunas ventajas de las ventanas osciloparalelas
Algunas ventajas de las ventanas osciloparalelas

En un artículo anterior de nuestro blog dedicado a la carpintería de aluminio en Miranda de Ebro, hacíamos mención de la posibilidad que tienen algunas ventanas de permitir una pequeña apertura en la parte superior para facilitar la ventilación. Las ventanas con esta posibilidad reciben el nombre de osciloparalelas cuando su apertura se produce deslizándose una hoja por detrás de la otra y, cuando su apertura se realiza de la forma tradicional, pivotando sobre las bisagras del lateral, oscilobatientes.

Son dos tipos de ventana que, en los últimos años, han causado furor hasta el extremo de que, prácticamente, nuestra carpintería de aluminio en Miranda de Ebro no instala apenas ventanales de otros modelos. Hacíamos mención en ese artículo de las excelentes cualidades aislantes de las modernas ventanas de aluminio, pero no es la única ventaja que aportan. La posibilidad de poder ventilar la habitación abriendo la ventana sin necesidad de tener que descorrer las cortinas protege tu intimidad de las miradas de los vecinos.

Además, en las casas en las que hay niños, este tipo de apertura superior proporciona un extra de seguridad. Seguro que, a través de Internet, has visto más de un vídeo en el que un pequeño que encuentra una ventana abierta, se pasea por el alfeizar. Gracias a la apertura oscilante puedes ventilar la casa sin que los más pequeños corran ningún riesgo. También, en el caso de las ventanas oscilobatientes, en caso de rachas de viento tienes la certeza de que ninguna de ellas va a cerrarse de golpe rompiendo el cristal por la fuerza del impacto.

La suma de todas estas ventajas, en unión por supuesto de sus excelentes precios, hace que, desde hace unos pocos años, la mayoría de las ventanas que instalamos en Ventanas de Aluminio Miguel, sean de apertura oscilobatiente.

haz clic para copiar mailmail copiado